• Fundación Loyola

Creación y Desarrollo del equipo MESUSYET (Medios de Subsistencia y Economía Tseltal)

Este proyecto responde a las necesidades que surgen durante el año 2020 debido a la pandemia por COVID-19. Las comunidades de Chiapas, que participan en diversos proyectos apoyados por Fundación Loyola, se vieron afectadas en diferentes frentes: distribución, movilidad, financiamiento, comunicación, entre otros.


El cierre de las cafeterías Capeltic generó la necesidad de nuevos emprendimientos y dinámicas económicas alternativas; debido a que estas representaban sus principales puntos de venta y movilización económica.


La meta de este proyecto es preparar a la población para utilizar equipos de cómputo y mantener juntas, así como talleres virtuales. Este equipo brindará asistencia técnica y de aprendizaje a los miembros de la organización para que tengan mejores habilidades de administración, venta y atención al cliente. El equipo de MESUSYET tuvo el acompañamiento de la Red Comparte, un organismo de la Compañía de Jesús en América Latina y el Caribe (CPAL) con experiencia en el desarrollo de procesos de Economía Social y Solidaria.


A la par, se creó un sistema de financiamiento de microcréditos sostenido por la propia comunidad y la digitalización del proceso de solicitud de los mismos. También se inició la creación de una aplicación móvil con la que los miembros de la comunidad podrían tener acceso a un financiamiento justo, bien distribuido y así, alcanzar el Buen Vivir.



Asimismo, se continuó con diversas actividades:


  • Investigación de las necesidades de la población tseltal, así como una recopilación de información estadística y geográfica de la región.

  • La comunicación con las diferentes poblaciones se amplió a sesiones extraordinarias con el comité Ts’umbal Xitalha. Como resultado, crearon espacios para informar sobre la obra de la cooperativa Yomol A’tel que produce y comercializa café, miel y jabones.

  • El taller “Economía local y gestión financiera básica” se impartió con el fin de dar herramientas de contabilidad, administración y Economía Solidaria a la población de Tzubute’el, en el municipio de Chilón, Chiapas.

  • También, se activó y vinculó al sector femenino de la población a través de talleres de apicultura y la manufactura de productos relacionados con la miel. Se dieron talleres de capacitación para una vida laboral más allá de los trabajos domésticos.


Con las acciones antes mencionadas, se ha mejorado la cultura emprendedora y la educación financiera. Este proyecto da solución a las áreas de oportunidad dentro de la cooperativa y, en general, en el desarrollo económico de las comunidades. Estas medidas diversificaron sus fuentes de ingreso y han ayudado a disminuir la crisis generada por la pandemia.


Todavía queda mucho por hacer para la creación de un nuevo centro por lo que te invitamos a seguir apoyando el crecimiento económico de esta región para que llegue a crear una economía fuerte y solidaria.


¡Muchas gracias!

93 visualizaciones0 comentarios